El Alcalde ’Layin’ despide a mujer policía por padecer cáncer


Fue la primer mujer policía de San Blas

Política

Enero 13, 2017 00:14 hrs.
Política Nacional › México Nayarit
Redacciòn › Mi Diario Nayarit

El presidente municipal de San Blas, Hilario Ramírez Villanueva, mejor conocido como ’Layin’, se ha visto insensible y transgresor de los derechos humanos y laborales de la señora Martha Cortés Ponce, la primer mujer policía de ese municipio.
Martha, de 56 años de edad, inició a laborar como agente de la policía municipal de San Blas, en el trienio del alcalde Carlos Luna. Un trabajo que, en ese tiempo, en su natal San Blas, era considerado específicamente para hombres, pero gracias a la disciplina y profesionalismo, el alcalde pudo ver en ella, a una persona responsable, servicial y capaz, para desempeñar ese mandato.
Fueron varios los presidentes municipales que pasaron y Martha continuaba sirviendo a la población, como agente de la policía municipal, hasta que le detectaron el temible cáncer. A causa de la enfermedad, los tratamientos y las incapacidades, dadas por el Instituto Mexicano del Seguro Social, la despidieron de su trabajo, después de 18 años de servicio, sin pago alguno, por parte de la administración de ’Layin’.
Indignación, enojo y un rosario de sentimientos, son los que, no solo Martha, sino mucha de la población que conoce su caso, sacaron a relucir; y más cuando el alcalde que ’roba poquito’, Layin, en lugar de darle el apoyo y lo que por ley le corresponde, ha gastado el dinero en otras cosas, como el automovil que le regaló a Rubí en sus quince años.
A dos años de haber sido despedida; Martha, sin un sueldo, vive de lo que le dan sus familiares. Postrada a una silla, se siente cansada, muy cansada, no solo por la debilidad que le ocasiona la enfermedad y el tratamiento, sino cansada de esperar que le llegue lo que por derecho le corresponde, cansada de esperar a que se le haga justicia. Cansada, pues, de las mentiras del Secretario del Ayuntamiento, un tal Profesor Mario Vázquez Flores y de la Directora de Registro Civil, Lic. Eva Beatriz, Parra Segura, quienes la visitaron y le ofrecieron una andadera, a cambio de unas firmas; la rechazó.
La primer mujer policía, como la propia Martha se autonombra orgullosamente, tiene pocas ganas de seguir el tratamiento. Siguen vigentes sus derechos ante el IMSS; entonces, no queda más que pensar, que ella continúa como trabajadora activa, alguien está cobrando el sueldo que le corresponde.
Ahora, con las fuerzas que le salen de lo más profundo, Martha reclama, exige, pide, que se le respeten sus derechos humanos y laborales, y se le haga justicia.


Ver nota completa...